¿Por qué gusta el juego Clash Royale a los niños?

¿Tu hijo se ha descargado esta app en el iPhone, iPad, tablet o smartphone? Tranquilo/a, no es el único. Clash Royale es un juego altamente adictivo que tiene atrapados a los chavales de 10 años hacia adelante. Seguro que te estás preguntando, ¿por qué gusta a los niños el juego Clash Royale?, ¿qué tiene esta aplicación para que tu hijo pase horas y horas “enganchado” a ella? También es probable que hayas empezado a recopilar información por internet para saber si debes preocuparte. Pues bien, trataré de responder a todas tus dudas en el siguiente post.

¿Qué es Clash Royale?

Antes de responder a esta pregunta deberías saber que Clash Royale es un juego basado en el universo de Clash of Clans. Clash of Clans es otra aplicación gratuita para iOs y Android, que se lanzó en 2012 y causó un auténtico furor. Según el sitio web de sus creadores (Supercell), se trata de un “juego de combates épicos y estratégicos”. Requiere que el jugador piense, planifique y gestione sus recursos para tener éxito. Hay que trabajar duro para construir un pueblo desde cero, establecer las defensas necesarias para bloquear los ataques enemigos y crear un poderoso ejército. Los jugadores se alían con otros jugadores y forman ‘clanes’. Así atacan aldeas de otros jugadores y obtienen recompensas como oro, elixires y trofeos que les permiten ir escalando posiciones dentro del juego. Los famosos “clanes” pueden ser de cualquiera de los 130 países en los que esta app está disponible.

Pero, ¿qué tiene que ver esto con Clash Royale? ¡Mucho! Clash Royale es un juego de cartas en las que aparecen tropas, hechizo, defensas y personajes del videojuego Clash of Clans. Con ellas, tu hijo tiene que destruir las torres de su enemigo y ganar trofeos, coronas y gloria en cada una de las 10 arenas del juego. Además, puede formar un clan para compartir cartas y tener su propia comunidad de batalla. Esta app multijugador es a tiempo real, lo que significa que cuando tu hijo se conecta al juego, puede empezar una batalla con otra persona que también está conectada al juego en ese momento. La estética es de dibujos animados con corte medieval.

 

¿Por qué gusta el juego Clash Royale a los niños?-interior

 

¿Por qué gusta Clash Royale a tus hijos?

En el artículo de Pokémon Go comentamos que este juego le encanta a los niños porque en esencia es una colección (¡como las de cromos que hacías tú de pequeño!) Con Clash Royale ocurre algo parecido. Tus hijos quieren crear la mejor baraja bélica para derrotar a sus rivales y para ir acumulando más cartas (y mejores) tienen que destruir las tres torres de su enemigo en la arena, ganar coronas y conseguir cofres que les permiten desbloquear recompensas. ¿Recuerdas las cartas Magic? Digamos que Clash Royale ha cogido la fórmula de las noventeras cartas Magic (coleccionables y de rol) y la ha extrapolado a un juego virtual gratuito para smartphone. La diferencia es que las reglas de Clash Royale son más sencillas y se han inventado la posibilidad de compartir cartas para formar clanes. Con esto quiero decir que no te sorprendas si, dentro de unos años, tu hijo te comenta que va a jugar a las Magic después de haber probado Clash Royale.

Otro ingrediente que hace que los niños se enganchen a este juego es el afán de superación. ¿Quién no ha querido ser el mejor en algo alguna vez? Clash Royale le alienta a ir mejorando a medida que va pasando por cada una de las 10 arenas. Tiene incluso la TV Royale, un canal donde se publican los mejores duelos para aprender diferentes estrategias de batalla. Además, el juego tiene su parte de socialización, ya que tu hijo puede formar clanes con sus amigos para derrotar a sus enemigos o desafiar a sus aliados a duelos privados.

¿Clash Royale tiene algún beneficio para los niños?

Conviene destacar que, al igual que Clash of Clans, Clash Royale no es la típica aplicación gratuita. Es un juego de estrategia cuya naturaleza suele fortalecer y desarrollar procesos mentales de un modo más eficaz que los juegos de azar en los que dependes de una buena mano de cartas, suerte con los dados o un panel establecido (Candy Crash, Farm Heroes Saga, Melody Monster). Aún siendo posible extraer ventajas de Clash Royale para los niños, cabe destacar que NO es un juego educativo. Ahí van algunos beneficios de la app:

Los niños aprenden que para ganar tienen que tener paciencia y aprender de sus errores
Los niños se dan cuenta de lo que sucede cuando algo ha sido bien planificado.
Los niños ven que asumir riesgos puede ser recompensado.
Los niños desarrollan la capacidad de analizar información y tomar decisiones.
Los niños aprenden a tolerar su frustración al perder y ver que pueden recuperarse.
Los niños descubren el valor del trabajo en equipo.

¿Qué deben saber los padres acerca de Clash Royale?

Clash Royale es gratis pero si tu hijo no tiene demasiada paciencia querrá gastar dinero real para conseguir desbloquear recompensas y mejoras rápidamente. Asimismo el juego tiene un chat no moderado que permite a los jugadores comunicarse directamente entre sí, esto significa que tu hijo puede contactar con desconocidos a través del juego. Además en esta review de Common Sense Media alertan de que el juego pide acceder a información personal para descargarlo. Lee la política de privacidad de Supercell para tener una idea de qué tipo de datos recopila y comparte el desarrollador de Clash Royale. Por otro lado, también cabe destacar que el juego es sumamente adictivo gracias a un ritmo trepidante, la posibilidad de volver a intentarlo a los pocos minutos de haber perdido y la promesa de obtener recompensas (cartas, poderes,  etc.).

Ante esto, ¿tú que puedes hacer? Lo primero, asegúrate de poner las restricciones en el smartphone para que tu hijo no pueda hacer compras en la aplicación. Por otro lado comprueba que en los chats en los está participando habla sólo con amigos. Recuérdale, además, que debe cumplir con unas reglas básicas de seguridad. Esto significa proteger su identidad, no compartir información personal que pueda ayudar a identificarle o revelar su ubicación física. Recomendamos que, por ejemplo, use un nombre de usuario que no tenga absolutamente que ver con él. Por último, pon límites de tiempo, no le permitas jugar horas y horas a Clash Royale sin control.

En definitiva, Clash Royale es un juego divertido que aporta ciertos beneficios a los niños como juego de estrategia. Sin embargo, no es un juego que recomiende jugar sin supervisión. Aunque su categoría es 9+, hay que tener en cuenta que los niños pueden jugar y hablar con extraños a través del chat. Por otro lado, el juego es altamente adictivo y te traerá de cabeza poner límites de horarios porque engancha rápidamente. Por lo tanto, si dejas que tu hijo juegue, deberás supervisar con quién está jugando y poner restricciones para evitar compras en la aplicación.

¿A tus niños les gusta jugar a Clash Royale?

Publica tus comentarios