Los matones del patio que toman la red

Una vez que tus hijos empiecen a manejarse en Internet se van a encontrar tarde o temprano con la aparición inesperada de Trolls, Haters y Ciberbullyes en sus vidas digitales. Se trata de tres denominaciones que tienen dos cosas en común: van a hacer comentarios desagradables e hirientes, y están agazapados en todos los rincones del mundo online.

Sigue leyendo para saber más acerca de cómo aprender a sobrevivir en un entorno con el que van a tener que lidiar tarde o temprano.

El grado y la manera en que esta realidad afecte a tus hijos va a depender de su edad y sensibilidad pero sobre todo de la forma en que estén preparados para lidiar con ella. La clave según la mayoría de estudios está precisamente en saber de qué va la cosa de antemano para manejar estas situaciones con normalidad y conociendo unas reglas básicas de comportamiento.

one-against-all-1744091_1920

Lo primero que debes entender es que se trata de situaciones que provocan una reacción instintiva muy emocional que puede afectaros tanto a ti como a tus hijos si no estáis preparados. Cuando llegue a tu conocimiento que tu hijo ha sido amenazado, agredido verbalmente o menospreciado en la red el instinto de venganza protectora te va a invadir. Tienes que estar preparado para no caer en una respuesta emocional que puede empeorar la situación e incluso alimentar la bestia.

Esta conversación inicial que debes tener con tus hijos te va a ayudar a ti mismo a reflexionar sobre las reacciones adecuadas en este tipo de situaciones de manera que cuando inevitablemente ocurran estéis todos preparados.

Aquí van algunos consejos para mitigar el impacto emocional y lidiar con los aspectos prácticos de los ogros de la red:

  • Explícales previamente de que va la cosa: Se trata de conductas inaceptables de abuso con las que se van a encontrar y en ningún caso deben sentirse culpables o amedrentados.
  • Comparte las razones más habituales de estas conductas: Como puedes imaginar estamos hablando de gente insegura y acomplejada, que aprovecha la impunidad de la red para ejercer un poder que no tienen en sus vidas reales. Haz entender a tus hijos que los comentarios abusivos definen a quien los hace no a quien los recibe.
  • Siempre hay algo que aprender: La habilidad de manejar la crítica externa y de expresarse de forma constructiva son clave en su formación. Es un buen momento para aprender a ponerlas en práctica.
  • Aprender a enfocar lo positivo: El poder de la crítica irracional es muy fuerte si no estamos preparados. Emocionalmente, pesa mucho más un comentario devastador que una mayoría de intercambios positivos. Poner esta desproporción en contexto ayuda mucho a lidiar con la situación.
  • No alimentes el fuego: En general ignorar, bloquear o dejar de seguir a la fuente del desatino es la mejor actitud. Se trata de no involucrarse ni generar conversación aunque en ocasiones graves es necesario y conveniente actuar de forma frontal.
  • Reporta, bloquea e identifica al remitente utilizando las herramientas de la comunidad cuando se trate de un incumplimiento claro de sus reglas. No dudes en hacer capturas de pantalla como evidencia cuando se trate de situaciones amenazantes o recurrentes.

Recuerda finalmente que la vulnerabilidad hacia estas actitudes de odio online está directamente relacionada con la sorpresa y falta de preparación inicial. El hecho de que tu hijo reflexione previamente le va a ayudar a entender que las debilidades y complejos de los demás no pueden afectar su vida diaria. Si quieres saber mas, pincha aquí.

Derechos de Imágenes: twinquinn84Alexas_Fotos

Publica tus comentarios