Gastroenteritis, una enfermedad de primavera y verano

Llegó la primavera y con ella, van llegando los días más largos, el sol, el calor y también, algunas enfermedades como por ejemplo las eruptivas y ¡la temida gastroenteritis!

Hoy en Educo te contamos por qué se produce la gastroenteritis, cómo prevenirla y cuáles son los principales riesgos de padecerla. ¿Nos acompañas?

¿Qué es la gastroenteritis?

La gastroenteritis, conocida también como gripe estomacal, es una de las enfermedades más comunes en niños, sobre todo en menores de 5 años, ¡y en adultos!. Año tras año afecta a miles, millones de personas lo largo y ancho del mundo pero… ¿qué es exactamente? Se trata de una inflamación del estómago y los intestinos que genera vómitos y diarrea.

Esta enfermedad puede producirse debido a un virus (rotavirus, norovirus, coronavirus, astrovirus y adenovirus), a bacterias, al consumo de alimentos contaminados o en mal estado y/o a tensiones nerviosas y estrés.

Si tu hijo se contagia de gastroenteritis, es posible que antes de la aparición de los vómitos y la diarrea notes que: el peque está fatigado y sin apetito, además de evidenciar dolor abdominal. Puede sufrir además de escalofríos, sudoración, fiebre y dolor muscular.

Consejos para la prevención de la gastroenteritis

La principal vía de contagio es por el contacto con personas u objetos contaminados con el virus, por lo tanto ¡haz que tus hijos se laven las manos regularmente con agua y jabón! Y dentro de lo posible, evita el encuentro con personas que padecen gastroenteritis.

Veamos ahora otras medidas de prevención de la gastroenteritis:

  • Ten especial cuidado con las salsas elaboradas con huevo (como la mayonesa), los pescados y los mariscos ya que estos alimentos pueden contener salmonella.
  • Consume helados sólo en lugares que conozcas y sepas que tienen buenas medidas de higiene y conservación de alimentos, ya que los helados artesanales están elaborados con leche y este alimento puede echarse a perder fácilmente con las altas temperaturas.
  • Lávate las manos antes de preparar la mesa e incluso antes de tocar cualquier utensilio de cocina y tras estornudar o toser y recuérdale a tu hijo para que haga lo mismo.
  • Vacuna a tus hijos contra el rotavirus: este virus provoca al año unos 5.000 ingresos hospitalarios infantiles en España. La mejor estrategia para la prevención de este virus según propias palabras de la Asociación Española de Pediatría, la Sociedad Española de Urgencias de Pediatría y la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención primaria es vacunar a los peques.

Riesgos de la gastroenteritis infantil

Si tu peque padece gastroenteritis, ten en cuenta que deberás ocuparte de mantenerle bien hidratado. Para ello, lo mejor es el agua, el caldo o una sopa; en el caso de niños lactantes, la leche es la mejor opción. Las sales de rehidratación oral recetadas por el médico ayudarán a tu peque a recuperar sales y minerales. Comer también es importante, aunque lo mejor es hacerlo en pequeñas porciones para no forzar el estómago.

El principal riesgo de la gastroenteritis es la deshidratación. Los vómitos y las deposiciones diarréicas hacen que el niño pierda muchos líquidos que a veces, son difíciles de reponer por boca ya que el niño tienen náuseas y vuelve a vomitar. En los casos en los que el peque no retiene líquidos y los elimina ni bien tomarlos, puede aparecer la deshidratación que se clasifica usualmente en leve, moderada o grave según la cantidad de líquidos perdida por el niño. Si tu peque está de buen humor, no muestra signos de decaimiento, se alimenta y bebe líquidos y micciona normalmente , seguramente no parezca deshidratación. En cambio, si notas que tu hijo tiene los ojos hundidos, llora sin lágrimas, realiza poca diuresis, está irritable y decaído, consulta con tu médico pediatra.

En conclusión, la gastroenteritis es una enfermedad común, molesta pero que en la mayoría de los casos no reviste gravedad. Sin embargo, los niños que llegan a padecer deshidratación grave pueden correr peligro de vida. De hecho, según datos de la Asociación Española de pediatría: “la gastroenteritis constituye una causa importante de morbilidad y mortalidad pediátrica en todo el mundo, producien do 1,5 billones de episodios y 1,5-2,5 millones de muertes anuales en niños menores de 5 años“.

Como te decimos siempre, observa a tu hijo, cuida que se mantenga hidratado, dale una dieta astringente y ante cualquier síntoma que llame tu atención, no dudes en consultar con el médico.

Derechos de las imágenes: pressfoto – Freepik, shayne_ch13 – Freepik,

Publica tus comentarios