Cómo detectar “fake news” y enseñar a los niños a ser críticos online

Seguro que leyendo noticias online o en redes sociales alguna vez te has preguntado, ¿esta información es real? En esta era plagada de titulares sensacionalistas, en la que todos podemos publicar contenido a través del smartphone o el ordenador y la influencia de usuario a usuario en redes sociales es mayor que la de medio a usuario (nos fiamos más de un amigo, un blogger o un influencer), se hace imprescindible que todos nosotros -y especialmente nuestros hijos- aprendamos a ser escépticos con lo que leemos en internet. La pregunta es cómo detectar “fake news” y enseñar a los niños a ser críticos online. De eso va el siguiente post, ¡te lo enseñamos!

El volumen de “fake news” (o noticias falsas) en internet es tan alto que gigantes tecnológicos como Facebook ya están tomando medidas para frenar medios que difunden informaciones engañosas. De hecho, la red social inaugurará su filtro de noticias falsas en Alemania antes de que se inicie la campaña electoral en dicho país, y Google ha anunciado que habilitará un servicio de verificación de noticias (Fast Check) integrado en su buscador para comprobar rápidamente qué hay de verdad en una afirmación.

Por otro lado los medios obtienen mayor inversión publicitaria a mayor número de clics, por lo que cuanto más surrealistas, llamativos o escandalosos son los titulares, más dinero ganan.

Ante este panorama, tenemos que ser conscientes de que la mayoría de los niños y adolescentes reciben estas informaciones a través de redes sociales o canales con fuentes no fiables o contrastadas, y es fundamental que aprendan a interpretarlas de una manera crítica (¡habilidad que, dicho sea de paso, deberían aprender de todos modos!). Los niños pequeños pueden empezar reconociendo algunas palabras clave que usan los medios de comunicación. Así, a medida que crezcan, podremos ayudarles a ser pensadores críticos más sofisticados. En este sentido, conviene que eches un ojo a lo que dice la UNESCO sobre alfabetización mediática en su web.

Preguntas para ser críticos online

En la misma línea que comentamos en el post Cómo prevenir a tus hijos de la violencia en los medios y redes sociales, enseña a tus hijos a hacerse estas preguntas cada vez que lean una noticia en internet. No olvides que tú también debes hacértelas. Lo primero que debe hacer un padre es dar ejemplo a sus hijos:

¿Quien escribe la noticia?
¿Cuál es su público objetivo?
¿Quién gana dinero si hace clic en esta información?
¿Quién podría beneficiarse o salir perjudicado con el mensaje publicado?
¿Hay algo que la noticia no esté contando?
¿Es creíble (y qué te hace pensar eso)?

Cómo detectar “fake news” y enseñar a los niños a ser críticos online-interior

Cómo detectar “fake news”.

Antes de nada, debes saber que la CNN informa que, “aunque el 44% de los preadolescentes y los adolescentes en una encuesta reciente dijeron que pueden diferenciar entre las noticias falsas y las reales, más del 30% que dijo haber compartido una noticia en línea durante los últimos seis meses admitió que no era del todo verdadera”. A esto se suma que según una encuesta de Common Sense Media, entre familia, profesores y medios, los niños confían más en la familia. El principal problema es que a los adultos también nos cuesta diferenciar noticias reales de noticias falsas. Así que estas técnicas para detectar “fake news” también deberías aplicarlas tú.

Por otro lado, si tienes hijos mayores estamos seguros que se lo van a pasar bien aprendiendo trucos para detectar noticias falsas. Incluso puedes proponérselo como un juego tipo detectives o “a la caza de la mentira”. En cualquier caso, a continuación tienes algunas cosas que explicarles para que tengan en cuenta:

Mira la URL o nombre del sitio. Si la web tiene un nombre inusual, no conocido, incluyendo aquí blogs, “.co” o “.net”, mejor desconfiar. Es posible que en apariencia resulten medios fiables con noticias fiables, pero la mayoría de las veces no lo son.

Busca indicativos de baja calidad, por ejemplo textos mal redactados, titulares con errores gramaticales evidentes, no enlaces a fuentes y fotos sensacionalistas (con mujeres en actitud sugerente, imágenes explícitas, etc.). Ten presente este tipo de cosas para ser escéptico con la fuente.

Pincha en la sección “Quiénes somos” de la web. Investiga quién está detrás de las informaciones o con quién está asociado. Si esto no está visible o te piden que metas datos personales para saber más, pregúntate por qué no son transparentes.

Recurre a medios de comunicación fiables y convencionales para ver si informan de la misma noticia. Si no es así, no significa que no sea cierta, pero sí que debes profundizar en ella.

Comprueba datos de la noticia en Wikipedia, Google, etc. antes de compartir la noticia, busca en otros lugares de internet aquello que te parece sorprendente, demasiado irreal para ser verdad.

Pregúntate qué emociones te provoca la noticia. Las “fake news” tratan de buscar reacciones exageradas en el lector. Normalmente hacen que te enfades, que te halague hasta el extremo o que te emocione. Esto puede ser una señal de que estás jugando con tus ideas, valores o lo que piensas acerca de un tema. Siempre que puedas consulta en varias fuentes antes de creer lo que te dicen.

¿Qué otras ideas se te ocurren para detectar “fake news” y enseñar a los niños a ser críticos online?

Derechos de imagen: Jessica Lucia, Ed Ivanushkin

Publica tus comentarios